CUIDA TU SONRISA

SALUD -

CUIDA TU SONRISA

¿Qué es la gingivitis?

Siempre después de comer, los residuos alimenticios forman placa sobre nuestros dientes. En tan solo 48 horas después de comer,  las bacterias y la placa se endurecen, provocando el comienzo del sarro. Por esta razón, además de lavarse los dientes 3 veces al día, tenemos que utilizar cepillos interdentales o un hilo dental. Si no lo hacemos, con el tiempo el sarro se irá acumulando y si no lo quitamos la encía se va a inflamar y puede resultar en una gingivitis.  

El problema es que la gingivitis no duele y no nos damos cuenta hasta que ya es muy tarde. Si no se trata una gingivitis con una limpieza dental profesional, el sarro se va acumulando debajo de la encía y esto causa una periodontitis. Esto provoca que nuestro hueso se deteriore y la encía se retracte. Lo peor de todo es que no nos damos cuenta hasta que el diente se empieza a mover y en este estado ya es muy tarde. En esos casos tenemos que hacer un tratamiento periodontal para remover el sarro bajo del encía y prevenir la pérdida del diente.

También es muy importante informarle a tu dentista o higienista dental sobre tus hábitos como por ejemplo si fumas o si tomas medicamentos, ya que algunos tienen efectos en la salud bucal. Por ejemplo medicamentos antidepresivos pueden causar una xerostomía (boca seca).

Factores que predisponen la gingivitis

Existe una serie de factores que favorecen la aparición de la gingivitis. Los principales son los siguientes:

  • Higiene dental deficiente.
  • Cambios hormonales debido a la pubertad.
  • Cambios hormonales debido al embarazo.
  • Diabetes no controlada.
  • Dientes mal alineados (más difíciles de limpiar)
  • Composición de la saliva (si hay mucho calcio y  fosfato, la producción de la saliva es mayor y el sarro se genera más rápido)
  • Uso de ciertos medicamentos como fenitoína, bismuto y hasta algunas píldoras anticonceptivas.

Prevención

La buena higiene bucal es la mejor forma de prevenir la gingivitis, lo que incluye cepillado diario (al menos dos a tres veces después de las comidas) y el uso de hilo dental/ cepillo interdental.

Hacerse una limpieza dental profesional al menos cada 6 meses en promedio. También tengo pacientes que vienen cada 3 o 4 meses, dependiendo del higiene oral del paciente en casa.

¿Cómo es el tratamiento de una limpieza dental profesional?

Una limpieza dental profesional es indispensable para eliminar el sarro y las coloraciones de los dientes. Es muy importante que solo personal capacitado haga estos tratamientos que incluyen:

Medidas especiales para saber el estado periodontal

  • medida del bolsillo de la encía y un índice de sangrado
  • movilidad de los dientes
  • las retracciones de la encía

Aclaración del paciente de su estado actual

  • Uso de enjuage especial con una solución antibacterial para evitar que las bacterias entren a la circulación si hay sangrado.
  • Uso de aparatos ultrasónicos e instrumentos de mano para eliminar el sarro 
  • Air Flow y pasta de profilaxis para mejorar la limpieza y eliminar manchas.
  • Se aplica una ligera capa de flúor para proteger los dientes contra las caries.
  • Refuerzo para mejorar la higiene bucal en casa: 
    - Un cepillo ultrasónico simplifica mucho la higiene bucal. Con su efecto ultrasónico limpia profundamente y es suave en la encía.
    - Si prefieren un cepillo mano, siempre usa un cepillo suave. Hay también cepillos naturales hechos de bambú para cuidar del medio ambiente.
    - Si tiene un cepillo eléctrico con un cabeza redonda, usa cabezas de cerdas suaves, porque con el efecto oscilatorio de estos cepillos eléctricos hay el peligro de que la encía se retracte. 
      -Existen en el mercado muchos productos naturales que ayudan contra inflamaciones, por ejemplo: enjuagues bucales a base de aceites esenciales como aceite de coco enjuagar 10-15 minutos cada día en ayunas y después de comer. Pastas dentales como Parodontax que atacan las inflamaciones (contienen bicarbonato de sodio)

El sangrado y la sensibilidad en las encías deben disminuir al cabo de una o dos semanas después de una limpieza profesional y de una buena higiene oral en casa.

Tratamiento de la periodontitis

Primero, lo más importante es un curetaje para eliminar el sarro debajo de las encías.

Una vez que la superficie de la raíz del diente está libre de sarro, las probabilidades de que la encía se cure y se vuelva a adherir al diente son mucho mayores. Como resultado, bolsas periodontales profundas pueden verse reducidas tras someterse al tratamiento.

A veces es necesario un antibiótico sistemático para eliminar bacterias agresivas si es un caso grave. El tratamiento con antibióticos sin la intervención de un higienista dental profesional, no resuelve la periodontitis. 

Siempre en casos graves cuando tengo que recomendar antibióticos también recomiendo tomar probióticos para la reconstrucción de la flora intestinal.


Causas de la periodontitis

  1. Placa bacteriana (o biofilm bacteriano) y cálculo dentario (tártaro o sarro).
  2. Edad: las periodontitis tempranas (juvenil, prepubertad) son las más graves. Porque muchas veces tienen un curso muy rápido.
  3. Tabaco: El hábito de fumar aumenta el riesgo de desarrollar periodontitis crónica. Modifica la respuesta de fagocitosis y vascularización, por lo que favorece la perdida ósea.
  4. Enfermedades sistémicas: Por ejemplo diabetes no detectada, HIV/ Sida, trastornos de la tiroides, etc.
  5. Estrés: Las tensiones cotidianas y las emociones negativas pueden introducir cambios en la salud en general. Sobre todo ahora que estamos en una pandemia, hemos notado que en muchos casos la gente come más, fuma más, toma más y el cuerpo esta en un estado de estrés constante, esto reduce la microcirculación y el flujo salival, reduciendo la actividad de linfocitos y esto puede empeorar algunas formas de gingivitis y periodontitis.

¿Es doloroso un curetaje dental?

Dependiendo de la profundidad de las bolsas periodontales, de la cantidad de sarro acumulada en la superficie de la raíz y de la sensibilidad del paciente es posible que el odontólogo necesite anestesiar la zona para hacer el proceso menos molesto.

Normalmente si las bolsas periodontales no son muy profundas es posible trabajar sin utilizar anestesia. 

 

Flavia Amrein

Licenciada en Higiene Dental

del Instituto Careum en Zurich, Suiza
Instagram: @fa_amrein

Etiquetas